Un trabajador remoto usa el ordenador portátil en una terraza del bar cubriéndose de los reflejos del sol en la pantalla

Cómo evitar los reflejos del sol en la pantalla del ordenador

Una de las situaciones más molestas cuando trabajas en el exterior son los reflejos del sol en la pantalla del ordenador portátil. Los brillos producen una incomodidad que afecta a la concentración y a la capacidad visual.

Con el buen tiempo decides estar al aire libre para disfrutar del sol y trabajar en remoto en un ambiente diferente. Puedes hacerlo en el balcón, la terraza de casa o de un bar, el jardín de tu domicilio, un parque, la playa, la montaña o en plena calle.

Buscas un sitio donde puedas disfrutar de la temperatura y al mismo tiempo encontrar creatividad para realizar tus tareas profesionales. Pero te encuentras que la luz se refleja en la pantalla, se producen brillos y no ves lo que aparece.

El deslumbramiento se genera cuando los rayos del sol rebotan en el monitor. Se produce un efecto espejo. No solo es un inconveniente para escribir y leer, sino también para ver claramente la pantalla si estás en plena videollamada. Además si perdura la situación provoca fatiga visual y dolor de cabeza.

Asimismo debes tener presente que es malo que le dé el sol a una pantalla. El dispositivo pierde capacidad y reduce su vida útil. Recuerda siempre situarte a una distancia adecuada del monitor para no sufrir fatiga ocular.

Cómo ver la pantalla del portátil con sol

Realiza unas sencillas acciones para reducir el deslumbramiento y mejorar la legibilidad de la pantalla del ordenador portátil. Son medidas que te permiten trabajar desde cualquier lugar para asegurar que estés cómodo y sin molestias visuales.

Ponte a la sombra

Es la forma más rápida para no tener deslumbramientos en la pantalla y además no pasar tanto calor. Busca un lugar en la sombra para ponerte a trabajar con el ordenador.

De esta manera los reflejos se acaban. Al momento verás la pantalla sin problemas. Además ayuda a evitar el sobrecalentamiento del portátil.

Si estás en casa en el balcón, la terraza o el jardín ponte bajo un parasol o toldo. De igual manera en la terraza de un bar. Si te encuentras en el campo o un parque encuentra un árbol que te aporte esta sombra, y en la playa no te olvides de la sombrilla.

Limpia la pantalla

Las partículas de polvo se convierten en especialmente molestas bajo la luz del sol y no permiten ver con claridad. Con un paño de microfibra limpia la pantalla sin presionarla.

Apaga el ordenador porque con el monitor en negro es más fácil ver si está limpio o te dejas alguna zona de la superficie con suciedad.

Ajusta la inclinación de la pantalla

Es una solución efectiva. Solo tienes que mover la inclinación del monitor, hasta conseguir un ángulo para que no se produzcan reflejos. La altura en la que se encuentra también puede ser relevante. Pon algún objeto bajo la computadora para que el dispositivo quede más levantado.

Utiliza una pantalla mate

El monitor del ordenador portátil puede ser brillante o mate. Los 2 tipos tienen sus ventajas e inconvenientes. Pero para este fin es mejor que sea una pantalla mate.

Las brillantes provocan una mayor fatiga visual por el deslumbramiento y los reflejos que se producen, que se multiplican cuando los rayos de sol inciden de forma directa.

Tienen la desventaja que reflejan cualquier fuente de luz del entorno. Te reflejas en ella, causa distracción y no es cómodo. Pasa también con la iluminación artificial, con cualquier bombilla que tengas en la habitación en el interior de tu hogar.

Las pantallas brillantes ofrecen una mayor calidad de imagen, colores más vivos y mayor contraste, pero tienen el hándicap de los reflejos.

En cambio, los materiales mate ayudan a tener una mejor visualización porque reducen los reflejos. Tienen el inconveniente que bloquean la salida de luz de la pantalla y que los colores son un poco menos intensos, pero es más recomendable para los ojos. Además las manchas provocadas por los dedos no quedan tanto como en las brillantes.

Coloca un protector antibrillos

Es una fórmula eficaz para ver el monitor correctamente. Es una cubierta que alcanza la parte superior de la computadora y se dobla en los costados. Por fuera tiene un color claro para que no acumule calor y por dentro es oscura para que no refleje la luz.

Existe un sencillo truco casero para alcanzar el mismo objetivo. Una caja de cartón también la puedes ubicar de la misma manera alrededor del portátil. Solo debe cumplir algunos parámetros, como que se ajuste a las dimensiones, que no sea demasiado aparatoso, que sea de color oscuro u opaco en el interior para que no provoque reflejos en la carcasa, y que te deje trabajar con comodidad.

Debes tener en cuenta con esta estratagema que las salidas de aire no queden bloquadas, porque se puede producir un sobrecalentamiento. Para asegurarte si te decides por esta idea realiza agujeros en la caja que se sitúen ante las rejillas para que circule el aire.

También hay una versión tipo tienda de campaña que utilizan los fotógrafos profesionales para salvaguardase de las condiciones meteorológicas. Ayuda a que no se moje ni sobrecaliente, pero tiene un precio elevado no vale la pena si no lo vas a utilizar a menudo.

Pon un protector de pantalla antirreflejos

Un protector de pantalla antideslumbante se coloca sobre el monitor y no molesta para visualizarlo. Además ayuda a mantener la privacidad.

Sube el brillo y el contraste de la pantalla

Aumentar el brillo del monitor te permite que veas mejor lo que aparece en pantalla, con mayor claridad. También si subes el contraste. Si el laptop no realiza automáticamente esa acción ve a Configuración, pulsa en Sistema y en el apartado de Luminosidad y color en Cambiar brillo puedes ajustarlo a los valores que desees.

Ten en cuenta que si incrementas el brillo el ordenador va a consumir más batería, situación que te obliga a vigilar el nivel de esta para no quedarte sin cuándo te encuentras trabajando al aire libre, ya que te puedes encontrar que no tienes ninguna toma de corriente cercana.

Ponte gafas de sol

Es un objeto que en cualquier lugar tiene la función de proteger tus ojos de los rayos de sol. Esta cualidad te proporciona una mejor visualización de la pantalla en escenarios de luz directa sobre su superficie.

Recuerda a quitarte las gafas de sol si tienes una reunión por videoconferencia, para que te vean los ojos y presentar una imagen adecuada para el encuentro online.

Vístete oscuro

Los colores oscuros reflejan menos el sol que el blanco y las tonalidades claras. Absorben los rayos de sol, una cualidad importante para que no causen reflejos cuando trabajas con el dispositivo informático.

Vestir con ropa oscura te permite tener esta ventaja, aunque en verano a pleno sol te provocará tener más calor. Si tienes que efectuar una videoconferencia ten presente a vestir con ropa apropiada para la ocasión.

Trabajar con el ordenador al sol

Cuando decidas estar con el laptop bajo el sol toma precauciones para que el aparato informático no sufra ninguna avería, especialmente por efecto de los daños de un sobrecalentamiento.

Las altas temperaturas afectan a la computadora portátil de manera negativa y pueden llegar a inutilizar el dispositivo. Si notas que se calienta demasiado o su funcionamiento no es el normal apaga el ordenador y ponlo en un sitio donde no toque el sol hasta que se enfríe.

Toma medidas de seguridad tanto para la máquina como para ti mismo. No olvides de hidratarte bien y no estar demasiado tiempo expuesto a los rayos del sol.

Deja un comentario