Un teletrabajador utiliza el ordenador portátil correctamente para no sufrir un sobrecalentamiento

Cómo evitar el sobrecalentamiento del ordenador portátil

Uno de los fallos más comunes de los ordenadores portátiles es que se produzca un sobrecalentamiento. Te encuentras que estás trabajando, la carcasa aumenta la temperatura y empiezan a suceder cosas extrañas, como que cualquier proceso se ralentice hasta desesperarte o que de repente se apague.

Un portátil lo puedes usar en cualquier lugar, no como un ordenador de sobremesa. El avance de la tecnología permite que tenga una potencia para poder hacer de todo y los materiales que cada vez pesen menos y sean más resistentes.

Introducir los componentes necesarios resulta que todo esté muy comprimido en un espacio limitado, generando calor en el aparato informático. La temperatura aumenta significativamente cuando la exigencia de consumo energética es elevada, como cuando se utilizan varias aplicaciones y programas al mismo tiempo mientras se navega por internet, se reproducen videos o se utiliza también para el ocio con algún juego.

Es importante identificar el problema de inicio y tomar medidas rápido, porque el calor es un gran enemigo de los componentes informáticos y provoca la disminución de la vida útil del laptop.

El aumento de la temperatura interna, especialmente de la unidad de procesamiento central (CPU) y unidad de procesamiento gráfico (GPU), es grave y deben tomarse medidas para enfriar el ordenador y que no se dañe el hardware.

¿Por qué se calienta un ordenador portátil?

Los ordenadores portátiles son compactos, tienen menos espacio que los de sobremesa. Esta característica hace que tengan un espacio reducido para integrar todos los componentes que lo hacen funcionar y que se encuentran en el interior del dispositivo.

El uso intensivo del hardware y la utilización de software que consume una gran cantidad de energía supone que la temperatura del laptop aumente y la carcasa se caliente. También se puede producir por un problema en la operatividad:

  • Los ventiladores internos no funcionan correctamente y no permiten que se enfríe el interior.
  • Las salidas de aire se encuentran sucias u obstruidas por algún objeto, que no permiten que salga el aire.
  • Funcionamiento defectuoso del hardware, como una batería vieja o que la pasta térmica esté en mal estado.

Cómo saber que el portátil se calienta demasiado

Cuando el ordenador se calienta mucho pueden producirse daños irreparables por el exceso de calor y hasta que se acabe quemando. Pero se pueden tomar medidas a tiempo ante los síntomas evidentes de la subida de temperatura y que el funcionamiento de la máquina no es el correcto.

  • Tarda más de lo normal en realizar cualquier tarea básica
  • Oyes los ventiladores, señal que están funcionando a alto rendimiento
  • Aparecen en la pantalla mensajes de error
  • Se cuelgan las aplicaciones y programas cuando los usas. No responden y se queda la imagen fija
  • El teclado, el mouse y otros accesorios dejan de funcionar
  • El equipo se apaga o reinicia

Cómo evitar el sobrecalentamiento del ordenador

Es fundamental asegurarse y tomar medidas para que nuestra principal herramienta de trabajo no sufra ningún daño.

Existen métodos para tener un funcionamiento correcto para no tener problemas internos de hardware si el portátil se calienta mucho. Toma precauciones y haz un uso correcto.

  • Las rejillas de ventilación tienen que estar despejadas y sin ningún objeto que las obstaculice o las tape por completo.
  • Limpia las rejillas de ventilación de suciedad. El polvo es uno de los peores enemigos del ordenador, ya que se cuela en todos los sitios y se acumula en cualquier componente.
  • Revisa que los ventiladores funcionen correctamente. Coloca la mano en las rejillas para notar que el aire caliente está saliendo. Si no es así y están limpias y despejadas significa que los ventiladores no operan de forma adecuada.
  • El laptop tiene que estar siempre sobre una superficie plana y resistente, como una mesa. Las almohadillas situadas en las 4 esquinas de la base sirven para levantar el dispositivo y que el aire circule por debajo el ordenador. No te pongas el portátil en el regazo o en una superficie blanda como el sofá, cama, manta, alfombra o cojines, porque las rejillas pueden quedar bloqueadas. La máquina se calienta y existen casos extremos en los que ha quemado a los usuarios. Usa un escritorio portátil si quieres estar en el sofá.
  • Utiliza solo los programas y aplicaciones necesarios. Hacer trabajar el ordenador de forma excesiva con varios software en el mismo momento provoca que se le exija mucho a la CPU y como consecuencia que se caliente. No tengas abierto nada que no necesites usar y que gaste recursos.
  • Usa una almohadilla de enfriamiento que eleve el ordenador por encima de la mesa, que tenga ventiladores incorporados para darle más aire. Una base refrigeradora para portátil aporta viento para reducir la temperatura.
  • Emplea un soporte que levanta el laptop por la parte trasera. Tienen ángulos ajustables y diferentes modos de plegado. La inclinación permite más flujo del aire. Además es un artículo que favorece la ergonomía.
  • Coloca elevadores adhesivos en las 4 esquinas de la base, para que mejore la ventilación por debajo.
  • Utilízalo en una habitación que no tenga temperaturas elevadas. El calor no es un aliado de los ordenadores. Controla la temperatura ambiente con un climatizador o un aparato de aire acondicionado y que la estancia se mantenga fresca.
  • Aléjalo del sol. No están diseñados para aguantar la luz solar directa durante un tiempo prolongado porque produce daños en el disco duro, la batería y otros componentes informáticos. Si te encuentras en el exterior sitúate a la sombra. También apártate de fuentes de calor artificiales, como estufas y radiadores.
  • Toma precauciones cuando te encuentres al aire libre. Una ventaja del laptop es poderlo llevar a cualquier sitio, pero cuando estás en el exterior debes tener especial cuidado. En una playa, por ejemplo, puede llenarse de arena, taponar rejillas de ventilación o introducirse dentro del dispositivo y provocar que alguna pieza no funcione correctamente.
  • Instala un programa de registro de la temperatura, que son fáciles de emplear, para medir la temperatura de la CPU. También se puede mirar en la BIOS.

Qué hacer si se sobrecalienta el laptop

Cuando notas que el ordenador portátil se encuentra a una temperatura demasiado elevada cuando lo estás usando, toma una serie de medidas para arreglar la situación que se produce y evitar daños en los componentes electrónicos internos del dispositivo.

  • Apaga el ordenador y desenchufa todos los cables. Quita también la batería y deja que el ordenador se enfríe por completo.
  • Limpia las rejillas de ventilación de cualquier tipo de suciedad, como la acumulación de polvo o pelos. Puedes utilizar aire comprimido o un paño para realizar la acción.
  • Cambia la configuración de control del ventilador en el sistema a través del menú BIOS de la placa base.
  • Abre el ordenador para limpiarlo. Debe estar apagado y desenchufado de la toma de corriente. Esta es una tarea delicada, hay que ir con mucho cuidado y saber lo que se está haciendo para no dañar ningún componente. Si no estás seguro de cómo hacerlo mejor llevarlo a un técnico profesional para no estropear nada.
  • Sustituye alguna pieza o componente que no funcione correctamente, que se haya roto o deteriorado, o cambia la pasta térmica si se ha descompuesto.

Deja un comentario