Oficina en casa de un teletrabajador con una alfombrilla protectora para silla de ruedas

Razones para utilizar una alfombrilla para silla y no rayar el suelo

Una oficina en casa debe cuidarse. Es un lugar donde pasas muchas horas y una alfombrilla para silla de escritorio es un elemento que ayuda a que la home office siempre presente la mejor imagen y te sientas a gusto en ella.

Es necesario mantener el suelo sin daños producidos por el desgaste y sin manchas. Un tapete de oficina protege la superficie por el uso de una silla ergonómica con ruedas o con patas, o por la utilización de una de gaming o tradicional.

En un suelo duro se producen arañazos y grietas con el paso del tiempo si no se protege. En uno blando se atascan las ruedas en una alfombra y dañas las fibras. Especialmente con las ruedas giratorias, que pueden rasgar la alfombra o moqueta.

Para que el suelo tenga una mayor vida útil, un tapete protector previene daños, además que facilita el movimiento porque puedes mover la silla sin problemas ni riesgos para la superficie, con la posibilidad de desplazarte de forma ágil para coger algo que no tienes a mano.

Con un revestimiento antideslizante te aseguras un mayor agarre para trabajar en casa con mayor facilidad.

¿Qué es una alfombrilla para silla de oficina?

Una alfombrilla para silla se coloca debajo de las ruedas o las patas de la silla y protege el suelo para que no se produzcan ralladuras, hendiduras, rozaduras o cualquier tipo de daño como el derrame de un líquido, especialmente cuando se trata de parqué. Es un tapete de fácil instalación.

Es un protector de suelo para sillas de oficina. Existen diferentes modelos con materiales y grosores diferentes para adaptarse a las características de donde debe ir colocado, si es sobre una superficie dura o bien encima una alfombra o una moqueta.

Están diseñados para que el suelo se encuentre en las mejores condiciones con el paso del tiempo y el uso de la home office.

Motivos para poner un protector de suelo para sillas

Un tapete de protección para madera, baldosas o moqueta aporta unos beneficios para la persona que trabaja en casa y quiere mantener en perfecto estado el lugar donde realiza las tareas profesionales, además de poderlo compartir también para momentos de ocio.

Protege el suelo

Una de las ventajas primordiales de una alfombrilla para silla es la protección que proporciona al suelo, sea del material que sea. Evita que se produzcan rasguños y que la superficie se vea dañada.

También permite que no se produzcan manchas en el suelo por el derrame de algún líquido, así como resguardarlo de objetos afilados que puedan caer sobre la superficie, como unas tijeras; o un objeto que pese y que deje una marca permanente.

Favorece el movimiento

En una jornada de trabajo te mueves para realizar una postura corporal correcta, te levantas y te sientas durante los descansos o para alcanzar un objeto que no tienes a mano. Si la superficie en la que se encuentra la silla no es el adecuado, o las ruedas no se están en buen estado, la capacidad de movimiento es dificultosa.

En cambio, una alfombra para silla permite realizar todos los movimientos de manera ágil y sin esfuerzo.

Capacidad antideslizante

Posibilita que la silla esté más sujeta al suelo y tenga un mayor agarre, sin hacer ningún movimiento que no desees. Su diseño hace que las ruedas se sostengan y no se desplacen, haciendo que no se produzca ningún deslizamiento mientras efectúas las tareas ante el escritorio.

Hace de aislante acústico

El ruido es uno de los aspectos más molestos cuando trabajas desde casa y compartes domicilio con otras personas. Una alfombrilla de protección para suelos absorbe el ruido, tanto del exterior como del interior. Reduce las molestias para no perder la concentración.

También elimina el sonido que hacen las ruedas de la silla al desplazarse o el de las patas. Es un elemento efectivo para no molestar cuando te levantas y sientas si hay otras personas en el hogar.

Protege de la electricidad estática

Las descargas de electricidad estática se producen en lugares de trabajo en los que hay alfombras o moqueta en el suelo, dispositivos electrónicos y paso de personas.

En una oficina en casa se pueden producir y una alfombrilla para silla de ruedas tiene las características antiestáticas para que no se produzcan estas descargas que podrían dañar algún aparato con los que trabajas y que tienes conectados, como el ordenador, el monitor, la impresora o el teléfono móvil que se está cargando.

Fabricada con material resistente

Los materiales con los que puede componerse son diversos, desde fibras a vinilo, madera, poliuretano o pvc. Es un objeto resistente que asegura su durabilidad y la de la superficie en la que se encuentra y protege.

El peso que se encuentre encima no afecta a sus propiedades y tampoco se ven alteradas por los cambios de temperatura en el interior del domicilio.

Fácil de instalar y limpiar

Su instalación no es nada costosa. Solo tienes que poner la silla encima. Cuando decides limpiarla el trabajo que implica es mínimo porque con usar un paño húmedo y pasarlo por encima es suficiente para eliminar la suciedad que pueda haber. También puedes usar una fregona y pasar por encima la aspiradora.

Elemento decorativo

Además de las funciones que posee para solucionar problemas, también es una pieza de decoración. La variedad de modelos existentes hace que se pueda escoger el que mejor se adapte a tus necesidades y el tamaño que tiene que ocupar en la zona de trabajo.

A esto se le suma la estética, para configurar un ambiente adecuado para que reinen la productividad, concentración y creatividad. Los diseños, colores y materiales hacen que la puedas combinar con el resto de la habitación.

Cómo elegir una alfombrilla protectora para suelos

Existen aspectos a considerar en el momento que te decides a comprar una alfombrilla para silla de ruedas para la oficina en casa. Determina donde la vas a situar y con qué frecuencia la utilizarás.

Los criterios para elegir un tapete protector del suelo son principalmente los de prevenir daños cuando se producen los movimientos de las ruedas o las patas. De esta manera proteges que se desgaste la superficie en la que se encuentra.

Es sencillo encontrar el que se adapta mejor a tus necesidades, porque existen gran variedad de modelos. Hasta puedes configurarlo al estilo de tu home office para integrarlo en la decoración.

Tipo de suelo

El primer paso para elegir la mejor alfombrilla para silla de oficina en casa es la superficie en la que estará situada. Si el suelo es duro como la madera, parqué, laminado o baldosas es aconsejable que el tapete tenga una base lisa, sea delgada y con bordes rectos, así evitará que se mueva.

Si se coloca sobre una superficie blanda como una moqueta o una alfombra, debe tener pequeños listones para que quede bien aplicado y no dañe los tejidos. En ese caso será más gruesa, similar a la de la alfombra o moqueta.

Tamaño

Antes de decidirte comprueba el espacio que tienes y toma medidas. El tamaño dependerá de la zona que deseas cubrir, la que utilizas para que se desplace la silla de oficina. Comprueba las dimensiones del ancho del escritorio y la base de la silla.

Forma

De manera general los tapetes protectores para el suelo tienen una forma rectangular. También los hay con labio, con un borde para extenderse debajo de la mesa; redondos, ovalados y hasta triangulares.

Material

Los materiales con los que están compuestos son de diversa índole y calidad, como la madera, plástico, poliuretano, vinilo, vidrio, bambú, sisal o yute. Los tienes con diferentes texturas.

Color

La gama de colores y tonalidades es amplia. Además las tienes transparentes y estampadas. Escoge a tu gusto y aprovecha para combinarlos con las características decorativas de la oficina en casa.

Precio

Un aspecto relevante para comprar alfombras para debajo de una silla con ruedas o sin ellas es el precio. En el mercado encuentras importes de todo tipo, que varían según la calidad y el material del tapete.

Los de madera son los más caros, mientras que los más baratos son los de vinilo. Realiza un estudio de lo que necesitas y ten en cuenta el presupuesto que tienes para que se ajuste a tus necesidades y el gasto económico que quieres asumir.

Deja un comentario